Jugamos con los globos de agua

globos de aguaEl calor nos hace ser creativos a la hora de buscar formas de refrescarnos. Un elemento que no ayuda mucho en este proceso es el globo de agua. Son muy semejantes a los globos tradicionales que se hinchan con aire pero estos son más reducidos y resistentes, para poder ser llenados de agua y mojarnos al explotar. En este post os daremos algunas ideas para jugar con globos de agua a la vez que trabajamos diferentes habilidades.

¡Llenamos los globos!

Para poder jugar con globos de agua, lo primero que debemos hacer es llenarlos de agua. Para ello colocaremos la boca del globo en cualquier grifo y dejaremos que se llene. Es importante dejar una parte sin llenar para tener el espacio suficiente para poder anudarlo.

Las tiendas asiáticas nos ofrecen otra opción: se trata de un conjunto de globos en los que se ha introducido una cañita por la boca y se ha anudado una goma para sujetarlos. Al final de las cañitas hay un espacio en el que se puede introducir el grifo y permite llenar todos los globos a la vez. En cuanto pesan lo suficiente, la goma que los sujeta se desliza hacia abajo y quedan bien cerrados.

¿Qué recomendamos?

Si lo que queréis es llenar los globos rápidamente, ya sea porque tenéis muchas ganas de jugar o porque queréis llenar muchos, os recomendamos la opción de los globos con palitos. Por el contrario, si queréis aprovechar este proceso para fomentar el aprendizaje a los más pequeños, nos quedamos con la forma tradicional.

Al tener que llenar los globos uno a uno nos permite trabajar la espera, combatiendo así la impulsividad y la impaciencia. Mientras los llenamos, trabajamos la motricidad fina y además, podemos ir contando los globos que ya están listos, los que faltan por llenar, etc. estimulando el razonamiento matemático. También podemos tener en cuenta los colores, clasificarlos, etc. para estimular la percepción visual, la organización y la clasificación. Por último, se trata de un buen momento para compartir entre niños y adultos, en el que se pueden explicar cuentos, hablar de cómo se jugaba en el pasado, etc. y establecer vínculos, afecto y confianza.

Ya tenemos los globos preparados ¿y ahora qué?

Existe una gran multitud de juegos que se pueden hacer con estos simpáticos globos. A continuación os presentamos algunos:

  • Guerra de globos de agua: se trata de hacer dos bandos y lanzarse globos de agua para combatir el calor. Se pueden hacer fortalezas o incluso escudos. Recomendamos delimitar muy bien la zona de batalla para evitar el peligro de resbalarse y de mojar algún aparato delicado. Con este juego trabajamos la estrategia, la planificación, el control, la coordinación óculo-manual y la gestión de emociones.
  • Patata caliente: se trata de una patata de plástico con agujeros. El objetivo es pasar la patata con un globo de agua dentro para que le explote al contrincante (o a uno mismo, dependiendo de las ganas que tengan los jugadores de mojarse). Con la patata caliente trabajamos los turnos, la coordinación óculo-manual y la tolerancia a la frustración. Os dejamos un link de Dideco donde podréis encontrarlo: http://www.dideco.es/producto/patata-caliente-salpicadora/

globos de agua

  • Encesta el globo: su objetivo es encestar un globo de agua como si estuviésemos jugando al baloncesto. La diversión añadida reside en la posibilidad de que nos explote antes de encestarlo o al hacerlo, proporcionando salpicaduras a todo el que se encuentre al rededor. Además, nos ayudará a trabajar la coordinación óculo-manual, la gestión emocional, el trabajo en equipo, la competitividad y las normas. Dideco nos ofrece una canasta que puede flotar en el agua, perfecta para la piscina pero que también puede colocarse en el suelo. Os dejamos el link: http://www.dideco.es/producto/baloncesto-flotante/ También se puede usar una canasta de baloncesto normal o incluso un cubo o recipiente que ya tengáis en casa.

globos de agua

  • Zampa globos: normalmente, las bolsas de globos de agua nos ofrecen un gran surtido de colores. Esto nos permite clasificarlos fomentando así el aprendizaje de los colores, la organización y la planificación. Otra opción es pedir que se reúna un cierto número de globos, para trabajar además la numeración y el cálculo. En Dideco hemos encontrado unas canastas en forma de animales (rana, cangrejo y ballena) perfectas para usar dentro y fuera del agua: http://www.dideco.es/producto/red-bano-animal-surtido/ No obstante, cualquier recipiente que tengáis por casa servirá.

globos de agua

  • Emociones: podemos aprovechar los globos de agua para trabajar las emociones, tan solo deberemos usar nuestra imaginación. Por ejemplo, podemos llenar un cubo de globos de agua de diferentes colores. Asignaremos una emoción a cada color (alegría el azul, amor el rosa, etc.). Con los ojos cerrados, el niño deberá coger uno y, a continuación, mirar el color para explicar una situación en la que haya sentido la emoción del color que le ha tocado. Por último, puede decidir si conservarlo o lanzarlo para hacerlo explotar.

¿Te ha gustado este post sobre los globos de agua? Entonces no puedes perderte el artículo que hemos dedicado a los juegos con versión de verano más divertidos y educativos.

¿Conoces más juegos con globos de agua? Explícanoslo en el apartado de comentarios, en Facebook (@espacio psicofamiliar) o en Instagram (@espaciopsicofamiliar).

 

Compartir esta publicacion

Dejar un Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar estos HTML tags y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

  • Responsable Anais Fort
  • Finalidad Moderar los comentarios.
  • Destinatarios Tu consentimiento.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en http://espaciopsicofamiliar.es/aviso-legal/.