Tipos de trastornos de la personalidad (Grupo B)

Todos conocemos personas que por su carácter y comportamiento tienen grandes dificultades para relacionarse con los demás, mantener un trabajo, van con una apariencia extravagante o se comportan de manera poco habitual; estas personas que normalmente son diferentes o se comportan de forma distinta a lo estipulado en las normas sociales pueden padecer algún trastorno de la personalidad.

Los trastornos de la personalidad recogen perfiles de comportamiento que son definidos como alteraciones psicológicas sólidas, queaparecen a finalesde la adolescencia, principio de la edad adulta, con un patrón estable y permanente de la conductae inflexibilidad del pensamiento, que se aparta claramente de lo que se considera normal.

No suelen acudir a consulta, ya que se ven a sí mismos únicamente como genteexcéntrica, creativa, desviados del convencionalismo y buscando siempre razonamientos que justifiquen su comportamiento, aunque sea inverosímil, y sin interés en adaptarse. Esta falta de consciencia hace que sigan desarrollando un trastorno que les incapacita para evolucionar de manera eficiente a nivel sociemocional en su contexto. Hasta que su comportamiento no interfiera en sus intereses será muy difícil que pidan ayuda a ningún especialista.

Tipos de trastornos de la personalidad (Grupo B)

  • Trastorno antisocial de la personalidad

Personalidades ambiciosas, con necesidad de controlar el ambiente, sin poderconfiar en nadie y con gran desprecio y violación por los derechos de los demás. Suelen ser impulsivos, con incapacidad de planea su conducta sin importar consecuencias ni deseos de los demás, no tienen miedo al peligro y buscan continuamente nuevas sensaciones y desafíos con satisfacción inmediata. Pueden parecer encantadores, peroraramente te dirán la verdad ni podrás confiar en ellos. Se pueden comportar con mucha agresividad, discutiendo con facilidad, provocando peleas, siendo vengativos y con gran rencor.

  • Trastorno límite de la personalidad

Complejo patrón de falta autocontrol comportamental y torbellino emocional, con abuso de tóxicos, posibles conductas auto lesivas y experiencias disociativas traumáticas infantiles. Muestran un gran descontrol emocional, con respuestas exageradas y desproporcionadas, y dificultades en el reconocimiento afectivo. La impulsividad es una característica central en estas personas, justo con la búsqueda incansable de demostración afectiva y ataques de ira al no ser satisfecha.

  • Trastorno histriónico de la personalidad

Son personas que muestran gran teatralidad, emociones muy cambiantes y exageradas, caprichosos y seductores socialmente, gustándoles gustar. Se guían por sus emociones, apartando muchas veces la razón, por lo que son altamente pasionales, utilizando su aspecto físico y espectáculo emocional para captar el máximo de atención. Sus conversaciones suelen ser superficiales, y utilizando el coqueteo y la provocación en la comunicación. Pueden tener dificultades para empatizar, a la vez que tampoco tienen gran conocimiento de sí mismo a nivel profundo, evitando ser conscientes de las necesidades de dependencia.

  • Trastorno narcisista de la personalidad

Quien padecen el trastorno son excesivamente ambiciosos, no tienen empatía y no soportan la crítica de los otros, creyéndose con más derechos que los demás y con poder para explotarlos. Son personas que magnifican su valía personal, mostrando todo su cariño, afecto y respeto solo a su persona, esperando el reconocimiento de todos. Socialmente son arrogantes y con falta de humildad, aires de superioridad y capaces de mentir para sostener sus argumentos y autoestima.

Esperamos tus ideas, dudas y sugerencias en el apartado de comentarios y nos vemos en las redes sociales: Facebook (@espaciopsicofamiliar), Instagram (@espaciopsicofamiliar) y Twitter (@EspacioPsico1).

 

Compartir esta entrada

2 Comentarios

  1. Mi marido falleció reciente mente y tenia diagnosticado un trastorno de personalidad tipo b. Otra característica que tenia era la mentira compulsiva, la manipulación y su total falta de empatia y algo que compartí en su día con su psicólogo era la promiscuidad. Así como una elevada frustración que se desataba en ira cuando no se salia con la suya. Me encantaría darles más datos porque después de su muerte descubrí que viví años con un extraño. Y que realmente los psicólogos y psiquiatras. Creo que tampoco vieran, como era realmente. Muchas gracias

    1. ¡Muchas gracias por contarnos tu experiencia, Rosi!

Dejar un Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar estos HTML tags y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>